Pezones Invertidos

Pezones Invertidos

Lo pezones son una formación que aparecen o se desarrollan durante la pubertad. Durante este etapa pueden alcanzar su tamaño final, aproximadamente un centímetro y medio en el caso de las mujeres.

La condición normal de los pezones, ya sea en hombres o mujeres, es proyectarse hacia afuera, pero en algunos casos esta proyección es anómala y la proyección se hace hacia adentro. Esta anomalía se conoce como pezones invertidos.

pezones planos o invertidos

¿Qué son los pezones invertidos?

Existen dos tipos de pezones invertidos, los congénitos y los adquiridos. Uno de los casos se convierte en un problema de salud y el otro simplemente es una característica particular de quien lo posea.

Los pezones invertidos del tipo congénito se deben a una alteración durante el período embrionario y se manifiesta  durante la pubertad. El pezón no crece demasiado y se proyecta hacia adentro del seno, siendo esta una condición bilateral.

Cuando la manifestación es bilateral, es decir, en ambos senos, no representa ningún peligro para la persona y aunque puede solucionarse mediante cirugía, no tendrá consecuencias peligrosas ni podrá en riesgo la salud.

Los pezones invertidos adquiridos es una manifestación que aparece de forma sobrevenida. Este acontecimiento suele estar asociado con alguna enfermedad mamaria ya sea mastitis u otra de mayor gravedad como cáncer de mama. Lo ideal es ir al médico en cuanto aparece para evaluar cuál puede ser la causa.

Hay otro término utilizado que también debe ser considerado y es el caso del pezón retraído; se diferencia por ser un hundimiento del pezón pero también de la areola. No se debe confundir con la condición de pezón invertido la cual suele afectar solo al pezón y de una forma menos evidente.

Síntomas

La primera forma de identificar esta condición es mediante la observación, posteriormente en alguna consulta medica de rutina, el especialista puede detectar e informar de la presencia de esta condición.

  • El pezón, que después de la pubertad debería alcanzar 1 centímetro de longitud por 1 centímetro de ancho, no crece.
  • Otro síntoma es que después de recibir alguna estimulación, el pezón se proyecta hacia adentro, enfatizando la línea en medio de la areola.
  • Si la condición se presenta en la edad adulta, sucederá en un solo un seno y no en ambos.
  • Se forma una línea en medio del seno, indicando que el pezón está hacia adentro.

por qué ocurre los pezones invertidos

Cómo prevenir los pezones invertidos

En la mayoría de los casos se trata de una condición congénita o producida por una patología, por lo tanto no hay forma de prevenir su aparición. En caso de que aparezca en un solo pezón, consultando con un especialista se puede evitar que la misma condición ataque el otro seno y de tal modo detener su avance.

Cirugía de pezón invertido

Los pezones invertidos se pueden curar con cirugía, siempre y cuando la condición haya alcanzado el grado necesario. Solo el grado tres de pezón invertido puede ser tratado con cirugía; o es lo recomendable.

La cirugía busca conservar los conductos del pezón que garanticen el poder amamantar en un futuro, en caso de pacientes femeninos y jóvenes. Cuando el problema afecta a un hombre no existe este problema. También busca que el resultado sea permanente y que el pezón no se invierta nuevamente con el paso de los años.

Lo común es que se corten los conductos galactóforos y se rellene la zona con tejido propio, para que al cicatrizar se cubra el espacio que permitía que el pezón entrara en el seno. Los grados 1 y 2 de pezón invertido son tratados quirúrgicamente en cirugía plástica y se colocan tutores para darles forma. Sin embargo la tasa de reincidencia es alta  lo que echa a perder los resultados de la cirugía.

El objetivo de esta cirugía es devolverle a la mujer u hombre su autoestima para que puedan llevar una vida sexual normal. La cirugía también es importante para garantizar que se lleven a cabo actividades naturales como amamantar.

En los casos especiales que tengan relación con alguna patología, el tratamiento es muy distinto, la cirugía ya no es estética sino necesaria en los casos que lo amerite y será la condición la que dictamine qué tipo de tratamiento se debe aplicar.

Existe otros tratamientos menos invasivos para tratar los pezones invertidos; masajes y rutinas como los ejercicios de Hoffman que consisten en estirar el pezón con movimientos adecuados para propiciar que cambie de dirección o el uso de escudos formadores debajo del sujetador, también son algunas de las posibles soluciones que pueden devolver a los pezones un aspecto natural.

 

Related Post